Te tengo que decir adiós

Publicado el 17 de Marzo de 2017
27 comentarios

adiosHay una cosa de la que no nos podemos librar ninguno, por más que nos cueste, y es de los adioses.

  • Decir adiós a personas que se van, porque muere o porque se te van, o personas a las que tú dejas.
  • Decir adiós a un animalito que vive contigo y se muere.
  • Decir adiós a una ciudad, a un país, a tus raíces.
  • A un coche, a una casa, a “tus cosas…”
  • A un estilo de vida…. ¡A tantas cosas!

Y aunque sea un adiós elegido o comprendido, duele.

Y como estás triste, no tienes ganas de nada, te recluyes, te quedas en la cama, o todo el día en pijama viendo la tele o… ¡comiendo! o sin comer, porque con la tristeza se nos pueden ir también las ganas de comer.

¿Cuando estás en un proceso de duelo,
se te quita el hambre o comes compulsivamente?

Respóndeme AQUI: https://goo.gl/BqsFKN
(Te llevará 2 segundos)

Lo mejor que puedes hacer en estos casos es utilizar el duelo para aprender.

Por ejemplo:

  • Si quieres ver la tele compulsivamente, elige ver los 40 programas de cocina y nutrición de mi curso 100% online para vegetarianos muy verdes ¡Ahora justo comienza la 3ª Edición!
  • Si quieres comer compulsivamente, ¡hazte un experto en preparar comida buena! Y… lo mismo, aprovecha y apúntate a mi curso online. Cocina en pijama, si quieres, o come de más… pero no te maltrates porfa.

Es decir, haz eso que te pide el cuerpo, ¡pero hazlo bien! Si estás triste, toca mimarse, no autodestruirse.

decir

El 15 de Abril de 2017 comienza la 3a Edición del Curso online para Vegetarianos Muy Verdes
Teoría y práctica desde cero para saber más, acercarse o hacerse vegetariano paso a paso: Pilares básicos, ni ingredientes ni utensilios raros. Útil desde el 1º día. Al inscribirte, recibirás un vídeo privado semanal de 1 hora durante 10 meses, grabado a 2 cámaras para ver bien el detalle de la cocina, editado con postproducción cinematográfica y perfecto sonido.

Sólo 20 euros al mes !!!!!  Ya está abierto el plazo de inscripción
http://escueladecocinavegetariana.com/shop/curso-online/curso-online-para-vegetarianos-muy-verdes/

Pero sobre todo, aprende de ti escuchando lo que piensas.

Si prestas atención a tus pensamientos negativos, puedes darte de cuál es tu tendencia.

No es que tu realidad sea siempre eso que te ocurre, es que como piensas que siempre te va a ocurrir, creas esa realidad en tu vida.

Me explico. Estos son algunos de los pensamientos comunes que desembocan en duelo:

  • Siempre me pasan desgracias…
  • Sabía que me iba a dejar
  • Soy incapaz de…
  • Nunca podré…
  • Todo lo tengo que hacer sola…

¿Te suena?

Si después de un duelo te sorprendes pensando estas cosas, entonces ya sabes por qué han sucedido.

Cuando alimentamos nuestros miedos más temidos pensando constantemente en ellos, estamos creando nuestra realidad, que es justo la que no queremos.

Un maestro le dice a su alumno:
Tengo dos perros en mi cabeza que se están peleando.
El alumno pregunta:¿Cuál ganará maestro?
El maestro responde:El que más alimentes.

Por eso, si estás inmerso en un duelo, date cuenta que la tristeza ante una pérdida es natural y positiva.
La tristeza nos lleva a la introspección y al aprendizaje; pero el sufrimiento es opcional.

Si alimentas los pensamientos que te hacen sufrir, el duelo se prolongará en el tiempo, no habrás hecho tu aprendizaje, y volverás a vivir las mismas experiencias una y otra vez hasta que lo hagas.

Cuando tenía 25 años, me pasé 5 años sufriendo por el abandono de un chico con el que había salido ¡sólo 1 año! No quería sentirlo, por eso se dilató tanto en el tiempo.

HAMBRE DE AMOR Ana MorenoHace 3 años, además, tras otra relación de pareja similar se reabrió ese duelo antiguo, que con el tiempo había conseguido tapar muy bien tapado, pero que no estaba resuelto.

Pero con 40 años decidí hacer de una vez por todas el aprendizaje. Y lo hice. Escribí “Hambre de amor” con las aventuras y desventuras que revelan cómo atraemos a nuestra vida las personas y situaciones perfectas para cada paso del Camino, que nos sirven para avanzar en nuestro perfeccionamiento como seres humanos, para acercarnos cada vez más al Amor.

Cambia tu forma de pensar con respecto a la pérdida. Permítete estar triste en lugar de salir por ahí a tapar el vacío, porque esa tristeza te traerá el regalo de la introspección, para que puedas analizar qué pensamientos han creado tu realidad.

La muerte de un ser querido no puede compararse a ninguna otra despedida, por el vacío tan profundo que deja. Pero podemos seguir queriendo a quienes ya no están. Cada lágrima derramada confirma cuánto amamos a alguien.

La única forma de superar la tristeza es sentirla y tratarnos con todo el amor con el que tratarías a alguien a quien quieres mucho y que está triste. Con cariño, dulzura, comprensión y sopitas calientes.

Ninguno nos podemos librar de los adioses, pero un adiós es también un hola. Recuerda que lo que te esté ocurriendo será lo mejor para tu vida ahora. Y que el cambio venidero traerá un soplo de aire fresco. Esto es así, la vida siempre compensa.

Con amor, Morenini

Comentarios

Jaime
Publicado el 18 de Marzo de 2017
Hola Ana! Ayer te descubrí en Instagram y hoy me compré tu libro Flexivegetarianos porque me encantó como abordas el tema. Gracias por este post de decir adiós, me ha parecido súper bonito. Es muy cierto que muchas veces nos machacamos con estos sentimientos negativos y cuando pierdes a alguien tratas de salir de ese hueco corriendo en lugar de procesarlo... Tenemos mucho que aprender y ser más agradecidos. Me he convertido en tu fan ;)
Ana Moreno
Publicado el 20 de Marzo de 2017
Muchas gracias querido Jaime, ¡que disfrutes muchisimo con Flexivegetarianos! Un abrazo Ana
Patricia
Publicado el 20 de Marzo de 2017
----- Gracias, Ana. -----
Gema
Publicado el 21 de Marzo de 2017
Me gusta el tema del adiós que has escrito. Gracias necesitaba oír algo así,
Blanca
Publicado el 21 de Marzo de 2017
Ana parece que me has leído el pensamiento, hoy me acaba de dejar mi chico y encuentro en este post y en tus palabras mucho consuelo. Gracias por ser como eres y dar amor sin medida.
Julio
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias por tenerme presente ; ya que su exposicion es muy optimista y muy entusiasta que es el tipo de personas que uno debe juntarse para poder salir adelante y llegar al exito de trinfar en la vida. yo le hice una pregunta en dia pasado y estoy sentado en mi pequeno apartamento esperando una respuesta de esa encantadora dama Ana Moreno.
Eva
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Ana, Yo también soy tu fan, te digo desde hace años y además me encantas, pero cada vez que encuentro en mis libros, en algún curso, o conferencia, o charla, la frase de que "lo que te esté ocurriendo será lo mejor para tu vida ahora" , imagino la gente internada en un hospital, o en medio de una guerra, y entro en un conflicto que me impide avanzar... Tú podrías ayudarme? Un beso enorme .
M.Ángeles
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias Ana, eres una luz en mi camino
Juana
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias, Ana...como siempre!! Una cosita...podría ser posible que no se puede perder algo que no nos pertenece?... Pertenecer, sólo nos pertenecemos a nosotros mismos, no?...lo demás es completamente elegido...hasta nuestros padres, incluso?...Pueden ser elecciones que nos traen un aprendizaje, unas vivencias,..etc y que van construyendo nuestra vida? Coincido contigo es que es muy muy necesario dejarse sentir en ese Duelo por la muerte de algo, alguien, etc...y vivirlo sin prisas por dejarlo atrás cuanto antes. Gracias! Un saludo desde las Islas Canarias...
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Gema, Muchas gracias, siempre pienso que es bueno recordarnos este tipo de cosas los unos a los otros de vez en cuando. Un abrazo Ana
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Blanca, Me alegro mucho de que encuentres calma y consuelo en mi post. Recuerda que tienes en ti todas las herramientas y la fuerza para enfrentarte a las situaciones que te trae la vida con valentía. Un fuerte abrazo Ana
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querido Julio, Gracias a ti. Todos llevamos esa clave de optimismo y entusiasmo dentro de nosotros. Dime, cual era tu pregunta. Un fuerte abrazo Ana
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Eva, Por supuesto que la vida nos enfrenta a este tipo de situaciones, conflictos, perdidas, enfermedad, la clave es no bloquearse ni cuando le ocurre a unos mismo ni a los demás. Todos llevamos esa fuerza dentro de optimismo y valentía que nos ayuda a superar este tipo de experiencias. Te envío un fuerte abrazo Ana
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida M Angeles, Muchas gracias por tus palabras, son pura poesía. Te diré que más bien te muestro donde ver tu propia luz. Un fuerte abrazo Ana
Oksana
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias, Ana****************************
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Juana, Es cierto que todas las personas y nuestro propio cuerpo son nuestros acompañantes en la vida, pero no nos pertenecen. Las experiencias que nos trae la vida no son elegidas conscientemente, pero tomamos consciencia al decidir como nos vamos a enfrentar a las mismas. Un fuerte abrazo Ana
Ana Moreno
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias a ti siempre Oksana, Un fuerte abrazo Ana
Emilia
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Gracias Ana ! decir adiós, como despida, siempre nos ha costado, aunque para mi , también en otro termino significa un hasta siempre. Despido el término físico, pero mantengo el amor, la energía, la experiencia, etc. Creo, que eso es lo que nos sirve para desarrollarnos y hacernos parte del universo, Cada persona ponemos un filtro a lo que decimos adiós y a lo que decimos hasta siempre y seguimos avanzando por la vida. Un fuerte abrazo
Vanesa
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Ana, cada vez que nos haces pensar en una reflexión yo, o estoy o ya he pasado por lo mismo. Parece que me lees el pensamiento. Mi adiós ha sido al trabajo, no por voluntad propia, la verdad. El primer día estuve como inclédula, no me podía pasar esto a mi después de casi 10 años trabajando en el mismo sitio. Pasé por varias fases: incredulidad, tristeza, culpabilidad ( pero esa se me pasó pronto), odio, venganza.... Luego tuve que volver a la realidad y reorganizar mi vida. Así que he decidido ponerme a estudiar. Quiero terminar ESO ( me queda sólo un año), y mi meta es llegar a la universida y estudiar fisioterapia.Tengo 42 años y sé que segúramente no podré trabajar en ello, pero ahora tengo una meta en la vida. Con todo esto quiero decir que no hay mal que por bien no venga. El que me despidieran del trabajo me ha servido para hacer lo que realmente quiero ahora. Y estoy muy ilusionada y a la vez nerviosa. Hace mucho que no voy a clase. Y además le ha servido de lección a mi hija, que me sorprendió mucho al decirme: "mamá, ahora sé que quiero ir a la universidad, por lo que te ha pasado a ti". ( tiene 12 años)Bueno, espero no haberte aburrido mucho con tanta charla. Ah!! Y algún día quiero hacer tu máster presencial, aunque tenga 80 años. Un abrazo.
tamara
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Me quedo con esta frase: Ninguno nos podemos librar de los adioses, pero un adiós es también un hola. Recuerda que lo que te esté ocurriendo será lo mejor para tu vida ahora. Y que el cambio venidero traerá un soplo de aire fresco. Esto es así, la vida siempre compensa. Gracias Ana!!!!!!
Paola
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Hola Ana, mira, sobre la encuesta, a mi me ha pasado que frente a una pérdida importante para mi, no comía por un tiempo al principio, luego, con el pasar de los días, intentaba llenar el vacío con comida dulce, harina, y alimentos que me hacen daño, entraba en un circulo vicioso de culpas y pensamientos negativos que no me dejaban avanzar en muchos aspectos de mi vida. Un día me dí cuenta de que no tenía voluntad porque sentía que si no tenía la vida que quería era porque no lo merecía, así que me castigaba a mi misma, hasta por el tiempo perdido en depresiones y ansiedades, no me podía perdonar por haber sido infeliz un precioso tiempo de mi vida. Pero todo eso me llevó por un camino en donde descubrí que la vida que quería, la que creía que me haría feliz, eran patrones heredados que mi mente quería repetir, mi alma no quería eso, ahora estoy aprendiendo a escucharla, has sido uno de los seres que me ha inspirado, muchas gracias.
Marìa angelica
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Querida Ana: Que lindo reflexionar con naturalidad de algo muy doloroso que solo te entrega enseñanzas para la vida. Cada pérdida es un adiós y yo de eso se mucho, bien vividos, llorados y elaborados. A partir del año 2003, nos dejo mi padre, luego mi amado esposo el año 2005, el 20 de marzo se cumplieron 12 años, por ultimo mi amada madre, el motor de la familia el año 2008. La vida tiene que continuar, cada adiós tiene que convertirse en un Hola posteriormente. Este articulo, me hizo mirar estas penas desde la perspectiva del tiempo, cada vez con menos pena y un poco mas a la distancia. Gracias !!!!!
Eva
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Hace unos días falleció mi padre, de repente... Se acostó por la noche, justo ese día cumplió 85 años, y ya no despertó... Sin saberlo, la noche anterior estábamos celebrando su cumpleaños y también su despedida... Estoy triste pero a la vez feliz, porque no ha sufrido y hemos tenido la suerte de disfrutar de él 85 años 😄 Hay días mejores y días peores pero bien lo sabe Dios, que sufro más por mi madre, su compañera de viaje desde los 17 años... Espero que algún día lo vuelva a ver 😜 Gracias Ana ❤❤
Clara
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Que bonitas reflexiones las del post y todos los comentarios. Es precioso tener a una inspiración y modelo a imitar que eres tu, Ana, que nos ayude a abrir los ojos, reflexionar, autoconocernos para aprender a dar elegir sentido a nuestras vidas según las circunstancias que se nos interpongan en el camino. Gracias a todos y en lugar de adiós, ahora diré...hasta siempre!!!!!.
Víctor
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Muchas gracias Ana por tus palabras hermosisimas...conocí la pérdida también hace muchos años y la viví sin luz alguna, por lo que lo pasé peor que fatal. Anoto algunas de tus frases, claras, sencillas y prácticas y las voy teniendo presentes en mi día a día.
Linda
Publicado el 22 de Marzo de 2017
Qué lindo escribes Ana! Me asusté cuando leí el asunto del mail "te tengo que decir adiós", pues se te extrañaría mucho! un abrazo desde Chile.
mariella
Publicado el 23 de Marzo de 2017
Ay querida Ana, te felicito por tu sinceridad, estuve el año pasado en el curso online para vegetarianos muy verdes, EXCELENTE ! . Estoy en un momento de mi vida que quisiera decir adios a muchas cosas, y no se por donde empezar, desde afectos, actitudes, malas decisiones que pense que eran buenas, y me pregunto como volver a empezar despues de 25 años de casada, cuando ya todo es vacio, y todos casi volaron. Ser valiente es lo que queda y sobre todo confiar en Dios, eso si lo tengo claro, El es el sustento de mi vida. Un beso desde PERU.

Tu comentario